miércoles, 19 de mayo de 2010

Secreto.

Le voy a contar un secreto al viento, porque sé que antes de llegar a sus oidos, mis palabras ya se habran dispersado en el aire. Y mientras medito mis palabras, esa suave brisa de otoño seca una pequeña y solitaria lágrima, antes que lograse escapar de la prisión de mis ojos. Mi boca se abre y de ella se liberan las palabras "TE EXTRAÑO "...

No hay comentarios: