miércoles, 14 de abril de 2010

Estoy, pero ya no existo


Que si estoy flaca, si me veo mas pálida que de constumbre, si tengo ojeras, si no duermo, si no rio.
No me digan nada si no quiero comer. No quieran convencerme que eso, una simple acción no me hará sentir mejor, nada tiene que ver. Este vacío no lo llena la comida.
No me pidan que deje de estar triste, no es tarea fácil, no se puede abandonar porque sí, este estado que colma mis días. Mi mundo esta ya empañado de tanto llorar.
La sonrisa se desdibujo de mi cara y he perdido el lápiz con el que debería volver a trazarla. Al parecer mi cuerpo no es compatible, y rechaza aquel sentimiento desconocido que algunos llaman felicidad.
No pretendan curar aquellas heridas que con las que castigué mi piel, esas cicatrices son solo las huellas del dolor que llevo en mi alma.
No quieran convencerme, no puedo estar bien, simplemente no salí sorteada en esa suerte de vivir.
No me tengan lástima, no busquen rescatarme del pozo donde aún viva enterre mis sueños.
No intenten salvarme generando falsas esperanzas e ilusiones en mi patética vida.
No quieran ayudarme, aunque estoy, y mi corazón bombee sangre, ya no existo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

HAY UN +
PARA TU VIDA
"ES LO QUE ES"

Lagrima dijo...

ES LO QUE ES...
TENGO UNO MEJOR, SERA LO QUE DEBA SER...